RIBAGORZA

La CHE acondiciona los barrancos cercanos a Montañana

La inversión es de 150.203 euros para retirar elementos reparar erosiones, acondicionar un  sendero,  restaurar un vado y habilitar un paso peatonal 

Puente de Montañana. Barrancos Montañana
El objetivo de la actuación es recuperar las márgenes de dos barrancos, el de San Juan y el de San Miguel

La Confederación Hidrográfica del Ebro (Ministerio para la Transición Ecológica y El Reto Demográfico) ha iniciado, recientemente, los trabajos para el acondicionamiento de los barrancos de Montañana, San Miguel y San Juan, en el término municipal de Puente de Montañana. Esta actuación supone una inversión de 150.203 euros y su objetivo es restaurar las márgenes de los barrancos de San Juan y de San Miguel, en las inmediaciones del núcleo de Montañana, para recuperar la capacidad de desagüe de estos cauces, asegurar su estabilidad, reparar los desperfectos que la erosión del agua haya podido causar a lo largo del tiempo y acondicionar las riberas para el uso y disfrute ciudadano. Además, en el barranco de Montañana, donde confluyen los dos anteriores, se reparará una oquedad.

Los trabajos consisten, principalmente, en retirar los elementos que invaden el cauce y obstaculizan el flujo de la corriente de agua, en limpiezas y desbroces, en acondicionar dos senderos y en reparar y mejorar dos vados.

En concreto, en el barranco de San Miguel se actúa para consolidar el vado en el camino de acceso existente al sur del casco urbano de Montañana y también se instalará una pasarela de madera para el cruce de peatones sobre el barranco. El proyecto incluye la construcción de dos tramos de muro de hormigón revestido con piedra, en una longitud de 67 metros aguas arriba del vado y de 15 metros aguas abajo hasta la nueva pasarela peatonal. También se retirarán los rellenos de tierra o de otros vertidos que invaden el cauce.

En el barranco de San Juan los trabajos consisten en nivelar y mejorar el firme del sendero de acceso a la ermita de San Juan y en limpiezas, desbroces, talas y podas en la margen derecha del barranco, entre el puente medieval y la pasarela de madera, y en la margen izquierda, entre esta pasarela y el camino de acceso a la ermita.

La actuación se completa en el barranco de Montañana, con el relleno y refuerzo mediante escollera de la oquedad que la corriente ha formado aguas abajo del vado existente.

Hay que recordar que el núcleo de Montañana es un referente de la arquitectura, el urbanismo y las formas de vida del medievo, y que está siendo objeto de un ambicioso proyecto de recuperación.

Todos estos trabajos se enmarcan dentro del proyecto de conservación de cauces y gestión ambiental que la Confederación Hidrográfica del Ebro desarrolla en toda la cuenca para detectar zonas potencialmente peligrosas, mejorar la capacidad de desagüe y los hábitats fluviales y en caso de avenidas, evitar desbordamientos.

Comentarios