SOCIEDAD

La diócesis de Barbastro-Monzón comienza un nuevo curso pastoral

El vicario general, Ángel Noguero, pasa a ser el párroco de Barbastro, acompañado por los sacerdotes, Wieslaw, José, Dziadosz y  José Luis Nunes

Ángel Pérez
Ángel Pérez, Obispo de la diócesis de Barbastro-Monzón.

La principal novedad del nuevo curso es la Unidad Pastoral de Barbastro, en la línea de lo que ya se ha hecho en  Ribagorza, Sobrarbe, Monzón, Fraga y Binéfar. A partir de ahora, el vicario general Ángel Noguero pasa a ser el párroco de Barbastro, acompañado de otros dos sacerdotes: Wieslaw, José, Dziadosz y el venezolano José Luis Nunes, con amplia experiencia pastoral.

El Obispo de la diócesis de Barbastro-Monzón, Ángel Pérez, explica que “vamos a pensar ya en unidad y no tanto en lugares de culto, porque no son las tres parroquias sino hasta seis o siete lugares donde se celebran diferentes cultos litúrgicos. Vamos a pensar en equipo y en la unidad pastoral a la que hay que servir”.

Además, la estructura diocesana sigue incorporando laicos a las delegaciones, como ya se ha venido haciendo estos últimos años, y suma ahora a la abogada Beatriz Mairal, como delegada de Protección de Datos, y a la periodista Ascen Lardiés, como delegada de Medios de Comunicación Social, junto al sacerdote José María Ferrer, consiliario de esta delegación.

Próximamente se conocerán los nuevos delegados de Apostolado Seglar y Familia, área que se fusionará con Catequesis, culminando un proceso de renovación con laicos en casi todas las delegaciones. Y en todas ellas, señala Ángel Pérez, un mensaje: “Aquí solo se viene a servir”.

Comentarios