sociedad

La juez reconoce a la demandante como hija del hombre exhumado en Monflorite

El pasado 18 de junio una prueba de ADN reconocía que el fallecido era padre biológico de la demandada

Edificio del Palacio de Justicia de Huesca
Edificio del Palacio de Justicia de Huesca

El juzgado de instrucción nº 2 de Huesca da la razón a la mujer que reclamó ser reconocida como heredera de un hombre de Monflorite, fallecido en 2015. En 2019 se ordenaba la exhumación del cadáver para practicarle una prueba de ADN, cuyo resultado, que se conoció el pasado 18 de junio, constata que la demandada es su hija biológica. Una victoria para ella, como explica su abogado, Ricardo Orús, que añade que "es una satisfacción después de tantos años de sufrimiento para ella y su madre, ya que no fue nada fácil ser madre soltera hace 50 años".

ORÚS 1 MONFLORITE 02 (11”)

Una vez conocida esta sentencia, el siguiente paso es modificar los apellidos de la demandada en el registro civil de Almudévar y abordar la cuestión de la herencia, ya que el testamento del fallecido, "que nombró como beneficiarios a sus sobrinos, se anula ya que la ley actual no permite tener como beneficiarios a otros familiares si existe descendencia", explica Orús.

ORÚS 2 MONFLORITE 02

En la demanda presentada se explica que la madre de la demandada se quedó embarazada en 1956 mientras trabajaba como asistenta en la casa del fallecido y en su momento no lo contó por miedo y prejuicios. Años más tarde, la madre le contó a su hija de quién era su padre, aunque este nunca la reconoció como tal. A su muerte en 2015, fue entonces cuando la demandada decidió tomar cartas en el asunto y postularse como su heredera vía judicial.

Comentarios