salud pública

Los primeros mayores vacunados, han recibido este lunes la segunda dosis

Con ellos, los trabajadores de la Residencia Somontano

Lidia Navarro, en el momento de recibir su segunda dosis de la vacuna contra la covid-19
Lidia Navarro, en el momento de recibir su segunda dosis de la vacuna contra la covid-19

Lidia Navarro vive en la residencia Somontano de Barbastro. Ella fue la primera vacunada contra la covid-19 en la provincia de Huesca, y en la mañana de este lunes recibía su segunda dosis. Reconocía estar un poco nerviosa y con ganas de poder ver a su familia. Lidia se emocionaba al decir esto, diez meses después, lleva la cuenta perfectamente. Espera que toda esta situación acabe cuanto antes, aunque es consciente de que la situación está complicada y los contagios siguen produciéndose constantemente, por ello se consideran unos privilegiados.

Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna
Residentes en Barbastro que han recibido la segunda dosis de la vacuna

Y tras ella, José Bruballa, también era inmunizado con su segunda dosis. Aseguraba estar bien y contento de estar protegido, y con ganas de poder volver a darse una vuelta por su casa que dejó de visitar hace casi un año. José tampoco se olvida de los largos meses que hace que están viviendo aislados en las residencias.

Los trabajadores de la residencia Somontano también han recibido su segunda dosis. Mamen Pueyo, la directora se mostraba contenta y reconocía que los residentes hoy estaban más nerviosos que el día de la primera dosis.

Pueyo indicaba que, en previsión de posibles efectos secundarios indeseados, solo se vacunó la mitad de la plantilla, que este lunes se ponía esa segunda dosis. A partir de ahora, se inmunizará al resto.

La directora era prudente y no quería avanzar cuándo podrán volver a hacer los mayores vida normal. De momento, las salidas serán al jardín, y las reuniones con las familias, cuando el peligro desaparezca.