cinca medio

Medio Ambiente trabaja en la elaboración de una oferta educativa adaptada a la situación

Las actividades para todos los públicos que se están ultimando son telemáticas o a desarrollar en exteriores

Plantación carrascas escolares Monzón / archivo
Plantación carrascas escolares Monzón / archivo

Uno de los pilares básicos del trabajo de la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Monzón es la concienciación, tanto a través de actividades dirigidas al público general como de acciones pensadas para los colegios. Desde el inicio de curso, esta área trabaja en el desarrollo de actividades telemáticas, adaptándose a la nueva situación, y en las próximas semanas presentará su oferta a los centros educativos y al resto de colectivos.

El concejal de Medio Ambiente, Miguel Hernández, recuerda, en la semana en la que se ha celebrado el Día Mundial de la Educación Ambiental, que el trabajo municipal está dirigido especialmente a los más pequeños, “ya que sembrando desde la infancia lograremos unos adultos más concienciados de la importancia de cuidar y respetar nuestro medio ambiente. Siempre hemos contado con una amplia oferta para diferentes sectores de población, especialmente para escolares, pero este año, a consecuencia de la pandemia, hemos tenido que reinventarnos”.

Para adecuar la oferta a las nuevas necesidades, se han realizado consultas a los centros educativos sobre las vías que se podían seguir “y el planteamiento general ha sido el de las acciones telemáticas y en exterior, ya que son los más seguros a día de hoy”, afirma Hernández, quien adelanta que “en las próximas semanas presentaremos el catálogo de actividades pensadas tanto para niños como para adultos, que será más reducido que en cursos anteriores pero más acorde a lo que se puede programar en estos momentos”.

El Ayuntamiento de Monzón, desde la Concejalía de Medio Ambiente y apoyado por la DPH, lleva más de dos décadas promoviendo la educación ambiental tanto en los centros escolares como en centros de día o asociaciones de vecinos, entre otros, facilitando una amplia oferta de actividades dentro del Programa de Educación Ambiental, en el que se incluyen actividades en aula; en espacios naturales como el centro de interpretación Pinzana, el parque fluvial del río Sosa o los espacios verdes; visitas a instalaciones de interés como la depuradora, la potabilizadora, el canal o la protectora de animales; y los encuentros con expertos locales en medio natural, flora, fauna y protección animal.