RIBAGORZA

Natividad Armisén cumple 100 años en Graus

La grausina recibía el cariño de su familia y vecinos y también del personal y usuarios de la residencia de mayores 

Graus. Natividad Armisén
Natividad Armisén acompañada por sus hijos y nueras en el jardín exterior de la residencia de mayores de Graus

Natividad Armisén Lalueza lleva, poco más de dos años, en la residencia de mayores de Graus, un lugar que no le resulta desconocido porque su marido formaba parte de la junta de la asociación de la tercera edad, y goza de una buena salud a pesar de su avanzada edad.

Sus hijos explicaban que Nati fue la mayor de cuatro hermanos y que, la prematura muerte de su madre, hizo que, desde muy joven, tuviera que hacerse cargo de sus hermanos.

Natividad Armisén Lalueza pasaba a engrosar, este miércoles 17 de febrero, la lista de personas centenarias que viven en Ribagorza. Esta grausina nacida en Grustán en 1921, y que tras casarse se trasladó a Torres de Ésera, otro núcleo del municipio de Graus, recibía la visita de sus dos hijos y nueras, y de Gema Betorz, alcaldesa de Graus, que le entregaba un ramo de flores en nombre de todos los vecinos de Torres de Ésera.

Graus,. Natividad Armisén 2
Nati recibía un ramo de flores, de parte de sus vecinos de Torres de Ésera, y no faltaba la tarta de cumpleaños  

Tras su matrimonio se fue a vivir a Torres de Ésera donde los vecinos la recuerdan como el alma del pueblo. Tuvieron dos hijos, cuatro nietos y tres biznietos.

A pesar de la pandemia, Nati recibía, en el exterior de la residencia, la visita de sus hijos y nueras y también de Gemma Betorz, alcaldesa de Graus y vecina de Torres de Ésera que, muy emocionada, le hacía entrega de un ramo de flores de parte de las vecinas.

El personal de la residencia preparaba un pequeño pastel con tres velas, con el número 100, que le ayudaban a soplar, y se repartía torta y chocolate para todos los residentes.