educación

"Nuestro modelo es la escuela inclusiva y mantendremos la educación especial"

Asociaciones y familias temen que los centros de educación especial vayan al cierre con la nueva ley
Es una interpretación infundada.

Pero el proyecto da diez años para que los centros ordinarios tengan recursos para atender al alumnado con necesidades especiales.
Rotundamente, eso no significa un cierre de centros especiales.

El texto habla de 'recursos' para inclusión en centros ordinarios y 'apoyo'para los de educación especial, ¿cuál es su prioridad?
La escuela inclusiva, abierta también a los niños con algún tipo de discapacidad, es nuestro modelo. Queremos mantener abiertos los centros de educación especial, que hacen su labor, pero también dar recursos a los ordinarios para que puedan incluir a los niños con alguna discapacidad. Por cierto, la ONU ya advirtió a España por la falta de progresión adecuada en esta materia. Son innumerables las familias que piden que sus hijos vayan a centros ordinarios pero también hay muchas, a las que respetamos y vamos a proteger, que quieren ir a centros de educación especial. No los vamos a cerrar.

Pero pueden asfixiarlos económicamente.
Ni los vamos a asfixiar económicamente ni a a relegarlos. Queremos estar con ellos, porque tienen mucho conocimiento experto. Precisamente, la ley incorpora el concurso de las familias, que no se contemplaba.

¿Están en contacto con estos colectivos tan preocupados?
Nos hemos reunido con esas familias, con los grupos de Plena Inclusión, con el Cermi, con Educación Inclusiva Sí, Especial También. Las quejas, no directas, por redes, no se corresponden con la realidad. No tienen que estar asustados.

Hablan de mantenerlos para alumnado 'muy especial'. ¿Está ahí el matiz?
La ley está en tramitación, tiene un plazo de enmiendas donde se verá si es ‘muy’ o no. Quiero tranquilizar, pero no es óbice para que el resto de centros progresen en tener más medios.

E. S./A. G. (20minutos)

Comentarios